La vida con Lentes ICL – a largo plazo

Dr ramon ruiz mesa

Autor: Dr. Ramón Ruiz Mesa


La vida con Lentes ICL, a largo plazo

La lente ICL es una lente intraocular fáquica de cámara posterior que lleva más de veinte años en el mercado. El material de las lentes ICL es colámero, biocompatible con el ojo, se tiene gran experiencia con este tipo de material y no precisa de ningún mantenimiento. No se degradan, por lo que perduran toda la vida. Sólo si el paciente, debido a su edad, desarrollase cataratas con el tiempo, se procedería al explante de la lente ICL y posteriormente a la cirugía de cataratas.

Una de las motivaciones principales por las que nuestros pacientes quieren operarse de cirugía refractiva es el deporte. Muchos de ellos no están cómodos con sus gafas o no toleran las lentes de contacto; por ello la cirugía refractiva es una de las principales cuestiones que se plantean. No es solo por la comodidad, sino también la seguridad que les aporta al realizar cualquier actividad sin depender de gafas o lentes de contacto. Durante las primeras semanas posteriores al implante de las lentes ICL, el paciente no debe realizar ciertas actividades deportivas de contacto, tales como Boxeo o Kárate, tampoco acuáticos, para eliminar riesgos de infección. En cambio, sí pueden realizar actividades deportivas que no requieran o sean susceptibles de contacto. Será su oftalmólogo el que le indique cuándo podrá retomar este tipo de actividades. Una vez realizadas estas revisiones, podrá realizar deporte con normalidad, incluso profesiones que requieran un deporte de alto rendimiento.

Uno de los criterios a seguir para saber si el paciente es candidato a cualquier procedimiento de cirugía refractiva es la estabilización de su graduación – su graduación debe haber permanecido estable durante al menos un año. Las lentes ICL están indicadas para pacientes entre 21 y 60 años; pero su principal ventaja frente a otro tipo de técnicas, es que las lentes ICL son removibles. En el caso de que hubiese un cambio importante de graduación, podría explantarse esa lente ICL e implantar una nueva lente para corregir ese defecto refractivo sin verse alterada ninguna estructura del globo ocular.

No existe ninguna seguridad de que la evolución del defecto refractivo sea estable para toda la vida, dado que en ocasiones pueden verse incremento de la longitud axial del ojo en los pacientes miopes que puedan desembocar en pequeños aumentos de la corrección. Tampoco existe procedimiento quirúrgico para “prevenir” dicho posible y escaso aumento, es por ello muy importante tomar la determinación de operarse una vez estamos seguros que la refracción se mantiene estable al menos durante 1 año y habiendo cumplido los 21 años de edad.

Todas las personas con problemas visuales deben ser revisados por su oftalmólogo, aunque no quieran someterse a cirugía refractiva. Es importante una revisión oftalmológica completa con una observación exhaustiva del fondo de ojo, para descartar problemas patológicos, como puede ser el desprendimiento de retina, asociado a los miopes altos. En el caso de que la paciente esté embarazada debe comunicárselo al oftalmólogo.

Debido a la influencia hormonal, durante el embarazo y la lactancia, la fisiología del cuerpo cambia y por ello es posible que se aprecien también cambios en la visión, aunque no existe una norma clara para todas las mujeres. Normalmente estos cambios suelen desaparecer unos meses después concluida la lactancia. Las mujeres embarazadas y/o en periodo de lactancia no pueden someterse a cirugía refractiva, es aconsejable esperar a realizarse la intervención una vez finalizada la lactancia. En cualquier caso, el hecho de tener implantada una lente ICL en sí no determina ninguna acción especial en cuanto a la programación del parto.

Información sobre seguridad

Es importante tener en cuenta que las lentes implantables de Colámero (ICL) EVO Visian® están aprobadas por las autoridades sanitarias locales, lo que significa que se ha establecido su seguridad y su eficacia. Al igual que con ocurre con cualquier intervención, hay riesgos que es necesario considerar. Si tiene alguna pregunta o duda, siempre es mejor hablar con un oculista certificado en el uso de las lentes implantables de Colámero (ICL) EVO Visian®. La familia de lentes ICL EVO Visian incluyen las lentes ICL EVO Visian, ICL EVO Visian Toric, ICL EVO+ Visian e ICL EVO+ Visian Toric, y están diseñadas para la corrección/reducción de la miopía baja a alta (de -0,5 a -20,0 dioptrías [D]) y para la corrección/reducción de la miopía en pacientes con un valor de miopía de hasta -20 D y un grado de astigmatismo igual o inferior a 6,0 D. La familia de lentes ICL EVO Visian está indicada para el uso en tratamientos oculares fáquicos y para los casos siguientes: La corrección o reducción de la miopía en adultos con una edad entre 21 y 60 años con mediciones de entre –0,5 D y –20,0 D en el plano de las gafas. Con una profundidad de la cámara anterior (anterior chamber depth, ACD) igual o superior a 2,8 mm, medida desde el endotelio corneal a la cápsula anterior del cristalino. Este intervalo de edad ampliado que cubre de 45 a 60 de edad solo se aplica la familia de lentes ICL EVO Visian para miopía, y solo en países bajo la competencia de Organismos Notificados de la UE en los que se reconozca la marca CE (p. ej.: EU, EEA y EFTA). La familia de productos ICL EVO Visian actualmente en inventario no cuenta con las Instrucciones de uso actualizadas con este nuevo texto, pero se incorporará en el futuro. La cirugía con lentes ICL EVO Visian no elimina la necesidad de llevar gafas para leer, incluso si nunca las ha usado antes. La cirugía con lentes ICL EVO Visian representa una alternativa a otras cirugías refractivas, como la queratomileusis in situ asistida con láser (LASIK), la queratectomía fotorrefractiva (PRK), las cirugías de incisión u otros medios para corregir la miopía, como gafas y lentes de contacto. Las lentes ICL EVO Visian Toric están indicadas para corregir o reducir el astigmatismo con un valor de hasta 6,0 D que pueda tener (las lentes ICL EVO Visian no están indicadas para el tratamiento del astigmatismo). La implantación de una lente ICL EVO Visian es un procedimiento quirúrgico y como tal, conlleva riesgos potencialmente graves. A continuación se indican las posibles complicaciones y reacciones adversas asociadas a la cirugía refractiva en general: cirugías adicionales, formación de cataratas, pérdida de la mejor visión corregida, aumento de la presión intraocular, pérdida de células en la superficie interior de la córnea, irritación de la conjuntiva, tumefacción aguda de la córnea, tumefacción persistente de la córnea, endoftalmitis (infección ocular total), deslumbramiento importante y/o halos alrededor de las luces, hifema (sangre en el ojo), hipopión (pus en el ojo), infección ocular, dislocación de la ICL Visian, edema macular, pupila no reactiva, glaucoma de bloqueo pupilar, inflamación ocular grave, iritis, uveítis, pérdida del humor vítreo y trasplante de córnea. Antes de considerar la cirugía con lentes ICL EVO Visian, debe someterse a un examen ocular completo y hablar con el profesional en el cuidado de los ojos acerca de la cirugía con lentes ICL EVO Visian, especialmente en lo referente a los posibles beneficios, riesgos y complicaciones. Debe comentar el tiempo que necesitará para la curación después de la cirugía.

Referencias

Encuentre un médico

Citas

1. Patient Survey, STAAR Surgical ICL Data Registry, 2018

2. Sanders D. Vukich JA. Comparison of implantable collamer lens (ICL) and laser-assisted in situ keratomileusis (LASIK) for Low Myopia. Cornea. 2006 Dec; 25(10):1139-46. Patient Survey, STAAR Surgical ICL Data Registry, 2018

3. Naves, J.S. Carracedo, G. Cacho-Babillo, I. Diadenosine Nucleotid Measurements as Dry-Eye Score in Patients After LASIK and ICL Surgery. Presented at American Society of Cataract and Refractive Surgery (ASCRS) 2012.

4. Shoja, MR. Besharati, MR. Dry eye after LASIK for myopia: Incidence and risk factors. European Journal of Ophthalmology. 2007; 17(1): pp. 1-6.

5a. Lee, Jae Bum et al. Comparison of tear secretion and tear film instability after photorefractive keratectomy and laser in situ keratomileusis. Journal of Cataract & Refractive Surgery , Volume 26 , Issue 9 , 1326 - 1331.

5b. Parkhurst, G. Psolka, M. Kezirian, G. Phakic intraocular lens implantantion in United States military warfighters: A retrospective analysis of early clinical outcomes of the Visian ICL. J Refract Surg. 2011;27(7):473-481.

*American Refractive Surgery Council